Brazo biónico

Investigadores de la Clínica Cleveland desarrollaron el primer brazo biónico que permite a la persona sentir su nuevo miembro. Consiste en conectar los nervios seleccionados del músculo del miembro amputado, estableciendo así una conexión directa con la prótesis. (enlace)

Prosthetic-with-heading.gif

Hasta hace algunos años, quienes sufrían una amputación recibían un brazo prostético pero, sin las cualidades de contar con la sensación del tacto y tampoco la capacidad de gestionar los movimientos con la rapidez que el cerebro humano logra hacerlo.

Para lograr que los pacientes vuelvan a sentir, se utilizan pequeños robots que transmiten por medio de vibraciones al músculo del paciente. De esta manera, cuando se mueve la prótesis el cerebro detecta ese movimiento. Como los músculos vuelven a sentir, las personas pueden controlar mejor sus movimientos.



 

 

 

 

 




Erick Méndez